REPORTAJE

Ciudad y territorio, temas centrales en la inauguración de la ‘Tertulia Caribe’

Con el abordaje de temas sobre ciudad y territorio y con un análisis sobre la situación del Área Metropolitana de Barranquilla (AMB), sus funciones y los resultados frente a sus metas, inició actividades la ‘Tertulia Caribe’, con un encuentro realizado en el Café Cortés, ubicado en el tradicional Barrio Abajo de Barranquilla.

Propuestas como repensar el Departamento del Atlántico, a partir de proyectos productivos y de infraestructura que permitan satisfacer las necesidades de sus habitantes, a tal punto de que no requieran desplazarse a Barranquilla, en muchas ocasiones en condiciones muy precarias, para recibir educación, atención médica o para la comercialización o compra de productos, formaron parte de los temas debatidos en la jornada inaugural de la ‘Tertulia Caribe’, cuyas reglas de juego fueron precisamente que no había reglas de juego, de tal manera que los temas se fueron desgranando de manera espontánea pero fluida.

El precandidato a la Gobernación del Atlántico, Pedro Lemus, hizo un esbozo de la perspectiva de trabajo que requeriría el Departamento en un eventual gobierno suyo, manifestando, entre otros aspectos la intención de dotar a municipios como Sabanalarga, de gran parte de las comodidades que ofrece Barranquilla en materia de atención y servicios, con el propósito de que sus habitantes y los habitantes de las poblaciones ubicadas en su zona de influencia no tengan que hacer el largo viaje a la capital del Atlántico para tener acceso a esos servicios.

La iniciativa de Lemus, fue acogida, pero con la petición de Oscar Imitola, de que se mire también a los municipios de la zona costera del Departamento y que se piense en otro nodo de desarrollo similar para los municipios del sur del Atlántico, que tienen las mismas necesidades.

Sobre el caso del Área Metropolitana de Barranquilla quedó planteada la preocupación en torno a que esa entidad no se haya interesado por la primera función que le corresponde, como es la planificación del territorio bajo su competencia, hecho que ha traído como consecuencia que hayan decaído sus finanzas, porque no está utilizando las herramientas que tiene para hacer programas de reajuste de tierras, de integración inmobiliaria y de redesarrollo, sobre todo en el área que precisamente fijó la organización administrativa, en el Acuerdo Metropolitano 02 de 2013, en el que precisamente fijo el modelo de ordenamiento territorial para toda la región.

Co relación a la actuación del AMB en ese ámbito, Esteban Páez Correa destacó el hecho de que existe un área urbana consolidada y un área de expansión que está a lado y lado del corredor ambiental metropolitano que comienza en el municipio de Malambo y termina en el litoral, que no se ha desarrollado pese a que se trata de fuentes de ingreso a partir de la planificación del desarrollo mediante la figura del reajuste de tierras.

Ese tema mereció toda la atención, sobre todo teniendo en cuenta recomendaciones que indican que no se puede permitir que Barranquilla y los municipios del AMB crezcan sin control hacia esa zona de expansión y sin ninguna planificación, pero sobre todo sin tener en cuenta el programa que la Ley de Ordenamiento otorga para desarrollarlo.

Alfredo Reyes sostuvo al respecto que hay una desintegración territorial evidente en el Área metropolitana y agregó que ese espíritu centralista de la ciudad de Barranquilla ignora al territorio que le es inmediato, desconociendo lo estratégico e importante que puede significarle. También sostuvo que Barranquilla crece de manera diferente a las demás ciudades del país. Destacó también que ese sentido desarrollísta de crecimiento contradice lo que ocurre en otras ciudades que se revitalizan, como es el caso de Cartagena con el sector amurallado o Bogotá con La Candelaria, consideradas como las zonas de más alto valor. «La ciudad está desarrollando un modelo de expansión que resulta peligroso para el crecimiento ordenado (dijo Reyes) y ante tales hechos planteó una invitación a construir sociedad civil con una ciudadanía bien empoderada, para dar una buena discusión sobre la ciudad que queremos tener.

En la primera sesión de la ‘Tertulia Caribe’ quedó en evidencia, según datos suministrado por Oscar Imitola, experto en temas del sector eléctrico, que en el Departamento del Atlántico hay un poco más de 30 comunidades rurales que carecen del servicio de energía y citó como ejemplo la vereda «El Tiburón», ubicada en el municipio de Soledad que no tiene el servicio de energía y otra vereda en jurisdicción de Puerto Colombia a que recientemente le instalaron el servicio.

El aspecto político no fue ajeno a esta deliberación y fueron Horacio Brieva Mariano y al profesor Jairo Soto Hernández, quienes desde visiones diferentes se pronunciaron al respecto.

Brieva manifestó que urge un cambio de las costumbres políticas en la ciudad, el departamento y la región, porque es precisamente desde la política y desde los cargos en el legislativo y el ejecutivo desde donde se trazan, de manera inconsulta y caprichosa muchas veces, los proyectos aparentemente de desarrollo que dan al traste con los intereses de la comunidad. La compra y venta del voto, censurada como una costumbre inveterada entre los actores de la política local, fue censurada y señalada como la causa de todos los males, con un llamado a superarla.

Por su parte Soto Hernández fijó su posición en el sentido de desarrollar procesos de enseñanza sobre aspectos de la política, de tal manera que dejemos de seguir siendo habitantes de la ciudad o el departamento, para convertirnos en ciudadanos pensantes y actuantes, con interés en el desarrollo y en los problemas de la comunidad.

En este primer ejercicio de discusión y análisis sobre temas relacionados con la ciudad de Barranquilla y el Departamento del Atlántico, intervinieron, el anfitrión David Cortés, propietario del ‘Café Cortés’, un centro de actividades culturales y epicentro para el desarrollo de proyectos de ciudad; con la Dirección y presentación de Víctor López Aroca, gestor-promotor de la ‘Tertulia Caribe’, con la participación del invitado especial, Pedro Lemus, precandidato a la Gobernación del Atlántico y con la activa asistencia a este primer evento como integrantes de la tertulia, Horacio Breva Mariano, Alfredo Reyes, Ulahy Beltrán López, Esteban Páez Correa, Jairo Soto Hernández, Oscar Imitola y Carlos García Mendoza dieron inicio a los debates que promoverá la ‘Tertulia Caribe’.

Artìculos Populares

To Top