CRÓNICA VALLENATA

Recordando la versatilidad rítmica de Alejo Duran en el centenario de su nacimiento

La riqueza musical de la región Caribe, innegable y tangible, recoge los mas originales ritmos, herencia del sincretismo musical de nuestras raíces indígenas con la influencia africana, tal como lo expresan las producciones de nuestros artistas.

Uno de esos grandes exponentes, que sorprendió al mundo musical con su versatilidad rítmica y espontánea creatividad, lo ha sido Alejandro Duran Díaz, Primer Rey Vallenato de la historia, nacido el 9 de febrero de 1919 y a quien precisamente hoy, en el centenario de su natalicio, el profesor Jairo Soto Hernández en sus acostumbradas Crónicas Vallenatas para CARDENAL NOTICIAS y para extranoticias.com.co le rinde un sencillo pero sentido homenaje.

El profesor Soto Hernández nos muestra en esta ocasión la versatilidad y la riqueza rítmica de Alejo Durán, quien no solamente compuso e interpretó sones, paseos, merengues y puyas, sino que también le dio espacio en su acordeón a otros ritmos, auténticos y nuestros, como el bullerengue, el chandé, la tambora y el pajarito.

En este recorrido musical Soto Hernández registra lo que para algunos o muchos tal vez ha pasado desapercibido en la vida musical de Alejo, como ha sido la interpretación de ritmos diferentes del vallenato clásico, pero manteniendo la misma sonoridad impecable y contagiosa.

Con ustedes la Crónica Vallenata de hoy en homenaje al Negro Grande del Acordeón, Alejandro Duran Díaz, al cumplirse  los cien años de su nacimiento.

Artìculos Populares

To Top